Cuando el fanatismo ciega a la gente

No veo ninguna posibilidad de volvernos una sociedad razonable en tanto y en cuanto la gente no deje de reaccionar por instinto. El fanatismo de unos y otros se lleva puesto no sólo argumentaciones partidarias, políticas o ideológicas…como quieran llamarlas…sino las más básicas reacciones de los sentimientos humanos.
Si uno se conduele con la situación de Bullrich viene la andanada de insultos y diatribas con argumentaciones de que no votó la ley de fibrosis quística y una lista de pifiadas… Si mencionamos el gesto de De Pedro de hablarle a chicos tartamudos sobre la realidad que él mismo padece el que reacciona es el otro bando con todo tipo de agravios y linduras hasta de su mismísimo origen.
No tengo afinidad política con ninguno, a quienes nunca voté. Y tampoco hice nunca referencia a los temas políticos que los comprenden. Simplemente se trata de no ser indiferente a cuestiones que alcanzan la vida de otros al punto de modificarlas.
Me resulta increíble que el fanatismo ciegue a la gente a tal punto.
por Nino Ramella

Powered by keepvid themefull earn money