Cuando la prioridad es la economía y no la salud de los marplatenses

 

Mar del Plata seguirá en Fase 4. Así lo dejaron  trascender desde la Municipalidad luego que el propio Intendente Guillermo Montenegro se comunicara con el Jefe de Gabinete del gobierno bonaerense, Carlos Bianco.

La confirmación surgió tras una charla entre el intendente Guillermo Montenegro y el jefe de gabinete del gobierno provincial, Carlos Bianco. Tanto desde la Comuna como de la Gobernación, se dejó de lado los numerosos casos registrados en las últimas horas, ya que entienden que “la situación está controlada”.

Afirman además que la cantidad de camas ocupadas por pacientes con COVID es poca y solo el 10% de los casos no tienen por el momento una confirmación del nexo epidemiológico.

Si bien aún se espera la confirmación oficial, que se daría este lunes, Mar del Plata  continuará en Fase 4 y no se darán de baja actividades puestas en marcha.

Evidentemente el Jefe Comunal poco a poco va mostrando su intención de priorizar la economía por sobre la salud de los marplatenses, ya que los casos que crecen exponencialmente  en General Pueyrredón, son minimizados a pesar que el COVID hoy no solo sacude a geriátricos, hospitales, sino que se ha extendido a muchos empleados de comercios marplatenses que se “suman” a los contagiados.

Desde el Gobierno de Montenegro fundamentan la continuidad en la Fase 4 “los pocos casos sin nexo epidemiológico y que hubo menos casos positivos en comparación con la semana pasada: 245 contra 248” a la vez que consideran que “la fecha de ingreso de la muestra y no la de la carga del resultado pasamos de 277 a 183 esta última semana”, argumentan.

También entienden que “disminuyó muy fuerte la cantidad de casos nuevos cada 100.000 habitantes: de 42 en la semana anterior a 28 de esta última semana. Y no solo eso: además el crecimiento de casos activos fue mucho menor al de la semana anterior (51 contra 102)”

Para Montenegro y su Gabinete la “culpa” de los masivos contagios siguen siendo los geriátricos y los centros de salud, donde entienden se los puede controlar fácilmente por “tratarse de instituciones cerradas”.

Finalmente remarcaron que la suba de positivos se debe a que “durante la última semana también estuvo vinculada por la cantidad de testeos en organismos oficiales y laboratorios privados”, y que solo hay “31 pacientes COVID internados, 10 en terapia intensiva sin respirador y 5 en terapia intensiva con respirador. El resto está en domicilio o en hoteles”.

Lo bueno es que el Jefe Comunal poco a poco va mostrando su  interés por lo que considera “prioritario”: reactivar la economía, dejando en un segundo plano la salud de los habitantes de General Pueyrredón.

                                                                            Miguel Avellaneda

 

Powered by keepvid themefull earn money