SEBASTIAN FARIAS: A la crisis respondemos con más organización y lucha

El 13 de Julio, los y las lucifuercistas de todo el país celebramos nuestro día, recordando que en esa fecha, pero en 1948, se conformó la Federación Argentina de Trabajadores de Luz y Fuerza, y exactamente un año después, un 13 de julio, se firmó el primer Convenio Colectivo para toda la actividad eléctrica.

Cada año, esta fecha es un buen motivo para reflexionar sobre cómo y dónde nos encuentra a los lucifuercistas en la lucha por la defensa del conjunto de la clase obrera.

El 13 de julio es también, por tradición, un día de festejo, de encuentro y de celebración social de las familias lucifuercistas. Pero este 2020, lo sabemos, es un año especial para todo el pueblo argentino y para todo el mundo. Lamentablemente, en esta fecha tan especial para nosotros y nosotras, no nos podemos encontrar físicamente, como hubiéramos deseado.  Pero queremos y deseamos que la pandemia y el aislamiento no nos hagan perder la esperanza ni bajar los brazos. Sabemos que son momentos difíciles, pero también tenemos las esperanzas que podamos aprender y crecer de esta crisis para comprender, colectivamente, la importancia de construir otra sociedad y otro modelo de país, con oportunidades para todos y para todas.

Como clase obrera, lamentablemente, tenemos mucha experiencia en atravesar y sobreponernos a una crisis social y económica. Esta vez, la crisis es producto de un virus letal y, al menos por el momento, sin vacuna ni remedio. Sin embargo, el resultado es el mismo: los sectores más perjudicados son los y las trabajadoras, principalmente aquellos que no tienen empleos registrados, o están precarizados o desocupados.

A todo esto, se suma que en Argentina venimos de un ciclo económico y político que nos castigó duramente. En beneficio de un reducido grupo de los sectores concentrados de la economía -locales y trasnacionales-, el pueblo argentino se empobreció y se precarizó a la clase trabajadora, avanzando contra derechos laborales.

Estamos convencidos que nos sobrepondremos y saldremos de esta situación. Pero el deseo genuino es que esta crisis nos permita comprender que necesitamos un cambio de modelo. No podemos seguir viviendo y subsistiendo bajo este capitalismo feroz que no tiene reparos al momento de llevarse puestos los derechos laborales, que con la lucha supimos conquistar.

Por eso, en unidad y mirando hacia el futuro, debemos nuevamente ponernos de pie, para avanzar en ese camino que supimos recorrer. Esa senda que nuestro histórico referente, José Rigane, nos ayudó a transitar.

Sabemos que para los y las lucifuercistas, el 13 de Julio es un derecho, y como tal, hay que defenderlo. Pero también debemos defender nuestro Convenio Colectivo de Trabajo que contempla los derechos obtenidos con muchos años de lucha y organización para poder aspirar a la vida digna.

En este 13 de Julio, a la distancia y sin el encuentro social, tomemos dimensión de lo que esta fecha significa y mantengamos viva la llama y el gen lucifuercista.

Sigamos dando la batalla en cada lugar de trabajo, en la calle, en el hogar, para convencer a cada uno que quiera bajar los brazos, que otra vida es posible. Como clase trabajadora nos merecemos un destino diferente, pero que sin la lucha, la organización, la defensa de nuestro Sindicato y su construcción diaria, no será posible.

-En este 13 de julio, saludamos fraternalmente a todos los compañeros y las compañeras que hacen a la gran familia de luz y fuerza.

-Brindamos por la unidad y la organización, en memoria de josé rigane.

-Por nuestro sindicato y por cada uno de nosotros y de nosotras. 

 SINDICATO DE LUZ Y FUERZA DE MAR DEL PLATA

 

Powered by keepvid themefull earn money