Los gremios Supa, Saon, Simape, Somu, Patrones de Pesca, Siconara y Supara en estado de alerta

Los gremios Supa, Saon, Simape, Somu, Patrones de Pesca, Siconara y Supara, nucleados en la CGT Regional Mar del Plata se encuentran s en un estado de alerta por la situación que se presenta en relación a la pesca y la caída de la actividad, tanto de los buques fresqueros de altura como buques de banquina amarilla o costera.

Así lo hicieron conocer a través de un comunicado de prensa rubricado por los dirigentes de esos sindicatos y en el cual expresan de manera textual:

La decisión de las empresas de no sacar los buques a pescar afecta  tanto al personal embarcado como a los gremios de tierra. La consiguiente pérdida de puestos de trabajo se suma al conjunto abultando los alarmantes números de desocupación ya vigentes en nuestra ciudad.

Otro factor que afecta directamente el trabajo en tierra  es el traspaso del cupo de merluza de los buques fresqueros a buques congeladores.

Eso genera que en algunos casos, los buques fresqueros que trasladan una parte de su cuota, vean reducida la cantidad de viajes que pueden realizar en el año. Y en otros casos más graves aun, los buques fresqueros son comprados por empresas armadores de buques congeladores al solo efecto de obtener los cupos, dejando ese barco fresquero sin operatividad. Ambas situaciones también afectan el normal desarrollo de la actividad, contribuye a aumentar el desempleo y la falta de recursos frescos para el personal de trabajo en tierra (Supa; Estibadores; Saon, Obreros Navales y Prácticos de Muelle y Soip, Fileteros y personal de planta de procesamiento en tierra).

Ademas de lo anteriormente detallado, se incrementa la dificultad debido al éxodo de los barcos fresqueros (sesenta embarcaciones), a los puertos del sur en la zafra de langostino, durante cinco meses en el año. Lo que se le suma,  en la vuelta, que quedan parados por tiempo indeterminado.

Atento esta situación; en la que hay gran cantidad de personal embarcado y personal de tierra sin la oferta de trabajo de otros años, la que ya era escasa; nos encontramos con empresarios que aprovechan esta situación y vulneran los derechos establecidos en los convenios colectivos de trabajo vigentes y las actas actuales respecto del personal embarcado y en cuanto al trabajador de tierra.

Se multiplican por otro lado las plantas de procesamiento ilegales, con trabajo no registrado en las que se observan la falta de derechos y de condiciones seguras para el personal.

Por todo lo expuesto la comunidad trabajadora del puerto se encuentra en una situación de vulnerabilidad y crisis que inevitablemente, se traslada a la ciudad.

Esta compleja situación del sector la hemos puesto en conocimiento de las autoridades provinciales en las reuniones que hemos mantenido respectivamente con el ministro de producción, el ministro de desarrollo agrario y la subsecretaria de agricultura, ganadería y pesca.

Con la necesidad prioritaria de generar trabajo en tierra, que sea registrado y en condiciones seguras, como asimismo de defender la actividad fresquera teniendo la cantidad de puestos de trabajo que genera, renovar la flota pesquera con mano de obra nacional y erradicar la actividad económica clandestina, reclamamos políticas específicas y ponemos a disposición nuestras organizaciones para generar las mesas de trabajo necesarias para hallar las soluciones a la diversa problemática de puerto marplatense.

(Imagen ilustrativa) 

 

Powered by keepvid themefull earn money