Guardavidas marplatenses en pie de guerra y a un paso de medidas de fuerza

Habiendo comenzado, ya hace bastante tiempo, la temporada y con balnearios en pleno funcionamiento en cuanto a ocupación, la Unión de Guardavidas Agremiados y el Sindicato de Guardavidas y Afines concurrieron unidos a una nueva reunión paritaria en el Ministerio de Trabajo.

Ambas entidades fijaron su postura de solicitar un 40% de aumento para la temporada 2018/2019. La postura de la Cámara de empresarios es un aumento de aproximadamente el 30% para toda la temporada”

Luego de esta reunión, previa a la que se realizará en las próximas horas, desde la  Unión de Guardavidas Agremiados (U.G.A ) entienden que “está muy lejos de la realidad del país. Es por esto que queremos manifestar lo siguiente, para que todos lo tengan en cuenta:

  1. Los concesionarios transforman playas públicas en balnearios privados a cambio de cánones locativos de muy bajo costo y a cambio de obras comprometidas a realizarse en varios años, sin control respecto de su ejecución y que en caso de llevarse adelante repercuten directamente en el costo de los servicios que venden y en consecuencia en la rentabilidad de sus empresas.
  2. No tributan por la gran mayoría de los contratos de alquiler de sombra y cocheras que celebran. Esto resulta de fácil comprobación.
  3. Los propietarios de balnearios en Mar del Plata no resultan más de 6/7 empresas y algunas pocas personas físicas cuya idea principal resulta quedarse con la gran tajada de la temporada. No se les cruza por la cabeza distribuir de manera equitativa la rentabilidad (Derecho que tienen los trabajadores garantizado por la Constitución Nacional, Art. 14 bis) con carperos, ducheros, personal de estacionamientos, guardavidas y demás empleados de balneario en general, los que suelen trabajar sin franco y más de 11 horas diarias (dudosamente registradas), salvo guardavidas que trabajan sin francos en turnos de 6 horas.
  4. El servicio de carpas y sombrillas se vende desde meses antes de iniciada la temporada y el valor de los contratos aumenta sostenidamente y de manera exponencial a medida que se acerca la temporada y hasta con la misma iniciada. Por su parte los trabajadores terminan percibiendo sus haberes de manera tardía y desvalorizada por el dilate empresario para con las paritarias.
  5. Finalmente, lo que se busca desde los gremios vinculados a los trabajadores de la playa es que la ganancia y/o rentabilidad de las explotaciones balnearias sea repartida de forma equitativa y justa con los empleados que no son ni más ni menos que trabajadores y familias de nuestra ciudad, que no hacen más que compartirla con el almacenero del barrio, el plomero de la cuadra y/o con el albañil conocido para encargarle algún arreglo necesario en el hogar. No consideramos justo que la parte empresaria nos muestre como reclamantes infundados, no somos más que trabajadores marplatenses reclamando lo justo y lo que entendemos con justicia nos corresponde.

 

 

Powered by keepvid themefull earn money