Balnearios accesibles: Un logro donde se destacan el “Mar del Plata” y “La Reina” de Playa Grande

Después de haber trabajado durante 10 años para el Servicio Nacional de Rehabilitación, un organismo descentralizado del Ministerio de Salud, Mauricio Capart, visitó Mar del Plata, dialogó con “el Retrato…” y destacó las instalaciones que poseen muchos balnearios de Mar del Plata para personas con discapacidad. “Quedan cosas por hacer, pero esto también va de la mano de decisión política”, apuntó.

En tal sentido, Capart explicó que tenían “un convenio de cooperación con el Ministerio de Turismo de la Nación para implementar las directrices de accesibilidad en alojamientos y servicios turísticos” y comentó que, si bien hoy se encuentra desvinculado del programa, durante todo ese proceso han venido en varias oportunidades a Mar del Plata “a implementar el mismo, que tiene una duración de 8 meses”.

“Se trabaja en conjunto con Ministerio de Turismo Nación, Ministerio de Turismo de Provincia, Ministerio de Turismo de Municipal y Servicio Nacional de Rehabilitación, que rige las políticas públicas en discapacidad”, indicó.

Además, señaló  a “el Retrato…” que desde su espacio aportaban “la parte del conocimiento y todo lo que es el tratado de las personas con discapacidad, mientras que el Ministerio aportaba todo lo que era la parte del programa, el cual está enmarcado en el sistema de calidad turística argentina”.

En relación al número de balnearios de Mar del Plata que se adecúan a estas normativas y cuentas con accesibilidad para personas con discapacidad, destacó que son 8 en total. “Hay 5 de ellos que surgen a partir de la renovación de la concesión, donde el consorcio estableció las pautas de accesibilidad. La idea es que se cumpla una cadena de accesibilidad, es decir, se tiene en cuenta desde que la persona llega y se baja del coche hasta todos los pasos que hace dentro del balneario”, describió.

ELOGIOS A LOS BALNEARIOS MAR DEL PLAYA Y LA REINA

balneario 1

ELEVADOR. Mauricio Capart junto a Tamara Goransky en la pileta de Playa Grande donde las personas con discapacidad cuentan con servicios exclusivos para disfrutar a pleno.

 El Balneario Mar del Plata, ubicado en la zona de Playa Grande de la ciudad, tiene las rampas de ingreso, las puertas con el ancho correspondiente, el sanitario adaptado en silla de rueda con cambiadores de bebé para que sea de uso familiar, la ducha, la piscina con elevador, la capacitación del personal, la silla anfibia que permite ingresar al mar a la persona, las pasarelas, los espacios de sombra, el ancho específico, la carpa y demás”, explicó.

En tal sentido, resaltó que el elevador para bajar a la piscina “solo lo tienen los balnearios que lograron la distinción que son La Reina y Mar del Plata” y afirmó que “a la ciudad lo que le está haciendo falta, que es importante es que haya, por lo menos un espacio por balneario para que la persona venga con su coche y la familia y pueda estacionar. Quedan cosas por hacer, pero esto también va de la mano de decisión política, porque si ésta está se hace, sino no”.

En relación a lo anterior, subrayó que “en el sector turístico se ha avanzado bastante sea en Mar del Plata y en todo el partido de la costa. Se ha tomado consciencia y el Municipio no puede estar ajeno a brindar ese servicio”.

Y completó que “todos los años van tratando de sumar nuevos prestadores, no solo en balnearios, sino también hotelería, gastronomía, teatros, cines, museos y todos los atractivos que hacen que la persona cuando venga a la ciudad pueda disfrutar de una oferta turística adecuada”.

Seguidamente, reconoció a “el Retrato…” que “lo que Mar del Plata tiene de complejo es la infraestructura hotelera, que es muy vieja, entonces hacer todas las adecuaciones requiere que el prestador invierta mucho dinero y en algunos casos es imposible hacerlo también”.

En relación a lo anterior, completó que “entonces hay que esperar a las nuevas construcciones, que van con la ley que los obliga a que se contemplen a ella” y aseguró que el principal cambio que nota es ese justamente: “Si está la Ley se tiene que cumplir y aplicar. Ahí ha habido un gran avance”.

“Pero es importante porque estos cambios, no solo se tienen que dar desde la parte turística, sino que más bien este cambio es sociocultural y Argentina está en ese proceso como también la ciudad”, afirmó a la vez que apuntó a que “hay que naturalizar la discapacidad. Todos somos diferentes y en algún momento dependemos de algo o alguien para hacer algo, eso de que nos valemos por nosotros mismos es hasta un punto”.

 

Powered by keepvid themefull earn money