El Senado ofrece a Puigdemont intervenir y debatir con el Gobierno sobre el 155

GRAF4304 MADRID, 24/10/2017.- El presidente del Senado, Pío García-Escudero (c), junto al vicepresidente, Pedro Sanz (i), y el vicepresidente segundo, Joan Lerma (3d),durante la reunión de la Mesa del Senado celebrada hoy. EFE/Ballesteros

El Senado ha propuesto este martes al president de la Generalitat, Carles Puigdemont, acudir a la Cámara Alta el jueves, a partir de las 17, o el viernes a partir de las 10, para fijar su posición en el trámite de las medidas que el Gobierno propone tomar sobre Cataluña, en aplicación del artículo 155 de la Constitución.

El ofrecimiento se ha hecho oficial hoy, tras la constitución en la Cámara Alta de la Comisión Conjunta para la tramitación del 155, y que ha adoptado esta primera decisión. El presidente del Senado, Pío García-Escudero, ha remitido un burofax a Puigdemont en el que le comunica el plazo para presentar alegaciones a la aplicación del artículo 155 de la Constitución y le invita a defenderlas personalmente en la Cámara]

PDeCat ERC habían pedido que el dirigente catalán pudiera venir el miércoles pero la Mesa de la Comisión ha resuelto que debe ser el jueves por la tarde (que era el día fijado en el calendario parlamentario para la celebración de esta sesión). Los socialistas sí se han manifestado a favor de que pudiera intervenir el miércoles.

En las conversaciones ayer entre el portavoz del PDeCatJosep Lluís Cleries, y el presidente del Senado, Pío García Escudero, que es también presidente de la comisión, los catalanes ya habían reclamado que Puigdemont acudiera el miércoles. Su argumento es que se debía escuchar al president antes de que el jueves comience el debate. Ante la dificultad de fijar este día, porque no es cuando se ha convocado la comisión, García Escudero propuso  que el presidente participara el viernes en el pleno del Senado. Esta propuesta sigue vigente de manera personal y se suma a la postura formal de la Mesa de la comisión de que lo haga el jueves.

En los dos casos, tanto el jueves en comisión como el viernes ante el pleno, la Cámara Alta está dispuesta a permitir un debate parlamentario entre Puigdemont y el Gobierno. El vicepresidente del SenadoPedro Sanz, ha señalado que no es sólo una “invitación a comparecer”. “Habría un debate”, ha insistido, indicando que es un “gesto de generosidad” del Ejecutivo. El Gobierno no se ha pronunciado aún sobre quién dará la réplica a Puigdemont en caso de que decida viajar aMadrid e intervenir. Pero se da por supuesto que si asiste al pleno el interlocutor será Mariano Rajoy.

Sanz ha llegado a decir que sería “un honor” que Puigdemont aceptara y que se discuta en la Cámara sobre la situación de Cataluña. Que viniera, ha indicado, sería un modo de asumir la legalidad del sistema parlamentario. Eso sí, ha advertido, luego tendría que asumir también la decisión del Senado.

Pese a que no hay aún confirmación oficial del president, la sensación entre los grupos de la Cámara es que Puigdemontirá a la Cámara a defender su postura. Fuentes populares dudan de que este movimiento suponga algún cambio en su deriva independentista.

Al contrario. Temen que reúna al Parlament para obtener el mandato de acudir al Senado y que, posteriormente, tras una nueva petición de diálogo, vuelva a convocar a la Cámara catalana y proclame la independencia, casi a la vez que se aprueban las medidas del 155. En todo caso, admiten desconocer qué va a hacer el president.

Hugo Barze – Corresponsal en Europa

 

Powered by keepvid themefull earn money