La Policía Local sancionará a dueños que transiten con sus perros sin bozal

mario3

Hay una ordenanza que regula a los perros peligrosos” aseguró el concejal de la UCR, tras el último hecho que tomó relevancia en donde un pitbull atacó a una niña de 5 años que tuvo que ser operada en el Hospital Materno Infantil. Rodríguez explicó que el organismo que debe aplicar esto es Zoonosis y que se está capacitando a la Policía Local para que pueda sancionar a dueños que transiten con sus perros sin bozal ni correa.

Mario Rodríguez, concejal de la UCR, explicó que existe la ordenanza 22.031 que reglamenta la tenencia responsable de mascotas. En particular el capítulo IV describe los pasos a seguir con los perros potencialmente peligrosos.  

Rodríguez señaló que: “La raza tiene una extrema fuerza mandibular que es potencialmente peligroso. Nosotros consideramos que desde el Estado Municipal se deben hacer campañas que promuevan la adopción de animales, no la compra y venta. Nos parece que el Departamento de Zoonosis debe velar por el cumplimiento de esta ordenanza, pero hay que decir también que no cuenta con todas las herramientas.”

Frente a estos inconvenientes, el concejal señaló que el Departamento no cuenta con la cantidad de personas necesarias, no tiene el establecimiento en condiciones adecuadas para llevar adelante esta tarea que involucra a Mar del Plata- Batán. Tampoco tiene la capacidad para hacer un control riguroso, según el registro que ellos poseen, hay un expediente que está en tratamiento en la comisión en donde se evalúan una serie de especificidades que se le plantea a zoonosis sobre el cumplimiento de la ordenanza 22.031.

“Si el perro está dentro de una casa hay que tener medidas de seguridad claras, hay que tener consciencia del carácter que tienen y la carga genética. Son perros que tiene mucha fuerza que los hace potencialmente peligrosos. Una mordedura de un pitbull no es lo mismo que la de otro perro, hay que tener mucho cuidado porque en algunos casos se vuelven territoriales,” aseguró.

Hay un registro que lleva Zoonosis que fue medido en enero. Allí se destaca que existen  anotados 679 pitbull en el distrito de General Pueyrredón. Según afirmó Martínez esto no muestra el total de los perros que hay en el distrito.

“El año pasado tuvimos en una sesión de Calidad de Vida a 2 personas cuyos hijos habían sido atacados por un pitbull que estaba suelto. En este caso Zoonosis tuvo que actuar a través de la ordenanza de tenencia responsable que obliga a tener medidas de seguridad, tanto dentro del domicilio, como afuera. Cuando se lo saque a pasear tiene que ir con una correa y bozal.

A partir de ahora el departamento de Zoonosis está llevando adelante una capacitación destinada a la policía local. Estos cursos  buscan que a la hora de realizar las recorridas, puedan ver que si hay perros sueltos –de cualquier raza- y sepan aconsejar y sancionar a los propietarios que no estén cumpliendo con la norma.

Si los dueños no cumplen con la norma: “Se tiene que hacer un acta y una contravención, esto va al juzgado de faltas y son los jueces los que aplican las sanciones. Ojalá que las sanciones que están establecidas sean ejemplificadoras para que se entienda lo peligroso que resulta estar paseando un pitbull sin bozal y sin correa,” mencionó Rodríguez.

Sobre esto último, afirmó que este punto no busca demonizar a la raza, pero si tener en cuenta que si por cualquier circunstancia un pitbull muerde a un chico le puede causar “heridas muy complicadas.”

Ordenanza de Tenencia responsable de mascotas

Sobre su creación Mario Rodríguez explicó que: “Ya tiene un par de años, esto llevó un debate muy fuerte que se inició en la anterior gestión y nosotros pudimos avanzar porque estaba demoradas. La herramienta está, ahora debemos dotar a la dependencia en lo económica como así también en el personal y en la estructura para actuar como órgano de protección de esa ordenanza.”

También explicó que el edificio de Zoonosis no está en las mejores condiciones con lo cual si se secuestra un perro de estas características a veces no hay lugar en donde alojarlos. Además señaló que tampoco tienen la logística para actuar en toda hora del día. Podrán actuar en el momento en el que el departamento esté funcionando, pero cuando pase fuera de este horario no hay quien aplique la ordenanza, por esto se está buscando que la policía local actué en esos momentos.

Por último pidió que: “Los vecinos, ante perros sueltos de estas características, avisen o denuncien, no para demonizar al perro, sino para sancionar al dueño.”

Los perros que están anotados en el capítulo IV como “potencialmente peligrosos” por su mandíbula, temperamento, y musculatura, son las razas: Airedale Terrier, Akita Inu,
American Staffordshire Terrier, American Pitbull Terrier, Bóxer, Bullmastif,
Bull Terrier, Cané Corso, Doberman, Dogo Argentino, Dogo Alemán, Gran Danés,
Dogo Canario, Presa Canario, Dogo de Burdeos, Fila Brasileño, Gran perro
Japonés y  Kuvas, Mastiff,
entre otros.

La ordenanza regula también las instalaciones perimetrales del exterior y exige el aviso mediante un cartel de que en la casa existe un perro de estas características. Además el dueño deberá participar de una jornada en la que le instruirá sobre saberes básicos de manejo y control de perros peligrosos y/o con extrema fuerza mandibular.

Además se busca que estos perros sean Inscriptos en el Registro Municipal Canino (ReMCa) antes de que el perro cumpla ocho (8) meses de vida. En este sitio se realizará la colocación de un microchip con los datos del animal, datos de su propietario y los datos del veterinario, entre otras medidas.

 

 

Powered by keepvid themefull earn money